soluciones@abjingenieros.com   (+51) 936-651-043  

El almacenamiento y transporte de explosivos son tareas críticas en las operaciones mineras. El Reglamento de Seguridad y Salud Ocupacional en Minería establece los estándares mínimos en la utilización de explosivos, tanto en las operaciones de tajo abierto como subterráneas.

Almacenamiento: obligado segregar

Los explosivos deben almacenarse en polvorines o depósitos especiales, superficiales o subterráneos, dedicados exclusivamente a este objeto. La dinamita u otros explosivos, agentes de voladura, fulminantes y otros accesorios, se almacenarán en depósitos diferentes. Dichos depósitos estarán marcados con carteles gráficos y letreros visibles con la indicación: “PELIGROS EXPLOSIVOS”.

El reglamento indica que queda terminantemente prohibido almacenar en los depósitos cualquier otro material. Sin embargo, se deberá tener en cuenta las recomendaciones de los fabricantes sobre la compatibilidad de algunos accesorios y agentes de voladura.

Los polvorines auxiliares subterráneos cumplirán, además, con lo siguiente:

  1. No deberán contener una cantidad de explosivos mayor que la necesaria para 24 horas de trabajo.
  2. Estar ubicados fuera de las vías de tránsito del personal y a una distancia de las instalaciones subterráneas no inferior a 10 metros en línea recta.

Transporte: velocidad controlada

El transporte de los explosivos en la unidad de producción deberá realizarse en los envases originales en perfecto estado de conservación. Está prohibido transportar en el mismo vehículo y en forma simultánea, detonadores y otros accesorios de voladura con explosivos.

Los vehículos utilizados para el transporte de explosivos dentro de las instalaciones minero-metalúrgicas estarán en perfecto estado de funcionamiento, serán de construcción sólida, llevarán letreros con la palabra “EXPLOSIVOS”, se mantendrán limpios y libres de materiales inflamables.

El material explosivo se debe ubicar en la tolva del vehículo, la que estará recubierta interiormente con madera, previamente tratada con material ignífugo, y provista de barandas suficientemente altas para evitar caídas accidentales.

Los vehículos estarán provistos de por lo menos dos extintores de incendio de polvo químico seco multipropósito. Se cuidará de no sobrecargar los vehículos, no hacer paradas innecesarias ni transitar por zonas muy frecuentadas.

Cuando se transporta explosivos en el interior de las minas, los vehículos deberán tener todas las condiciones de seguridad del caso, debiendo destinarse exclusivamente a esta tarea. La velocidad no será mayor de 10 kilómetros por hora y se establecerá previamente el derecho de vía libre.

La operación de carga y descarga se efectuará solamente de día, evitando hacerlo ante la presencia de tormentas o cuando el motor de vehículo está encendido. No está permitido el transporte de explosivos sobre equipos mineros tales como palas, cargadores frontales, scooptrams, camionetas y locomotoras.


0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?