¿Cómo se avalúan los riesgos ergonómicos para una empresa?

Publicado por Abj Ingenieros en

La evaluación ergonómica tiene por objeto detectar el nivel de presencia, en los puestos evaluados, de factores de riesgo para la aparición, en los trabajadores que los ocupan, de problemas de salud de tipo disergonómico. Existen diversos estudios que relacionan estos problemas de salud de origen laboral con la presencia, en un determinado nivel, de dichos factores de riesgo. Es por lo tanto necesario llevar a cabo evaluaciones ergonómicas de los puestos para detectar el nivel de dichos factores de riesgo. Aunque las legislaciones de cada país son más o menos exigentes, es obligación de las empresas identificar la existencia de peligros derivados de la presencia de elevados riesgos ergonómicos en sus puestos de trabajo.

Las evaluaciones ergonómicas para un puesto de trabajo permiten medir la existencia de factores de riesgo que puedan provocar trastornos en la salud de los trabajadores que lo ocupan.

En general existen dos niveles de análisis: el análisis de las condiciones de trabajo para la identificación de riesgos nivel básico, y la evaluación de los riesgos ergonómicos en caso de ser detectados.

La labor realizada por un trabajador en un puesto puede ser diversa, es decir, el trabajador puede llevar a cabo tareas muy distintas en un mismo puesto. Una consecuencia directa de esto es que lo que debe ser evaluado son las tareas realizadas, mas que el puesto en su conjunto. Así pues, se debe llevar a cabo un desglose del trabajo realizado por el trabajador en distintas tareas, evaluando por separado cada una de ellas, aunque manteniendo una visión del conjunto. Desglosado el trabajo en tareas se establecerán los factores de riesgo presentes y, finalmente, qué métodos son de aplicación para la valoración de cada tarea.

Evaluar un puesto de trabajo suele requerir de la aplicación de varios métodos de evaluación, dado que en un mismo puesto pueden existir diversas tareas y en cada tarea diversos factores de riesgo presentes.

En resumen, el procedimiento global para evaluar un puesto de trabajo sería el siguiente:

1. Conozca la empresa.

2. Observe el puesto de Trabajo.

3. Proponga acciones preventivas y recomendaciones.

4. Conozca al trabajador.

5. Observe el puesto de trabajo.

6. Determine el número de tareas.

7. Seleccione el método de avaluación.

8. Toma datos y mediciones.

9. Aplique cada método de evaluación.

10. Redacte su documento de conclusiones.

En ABJ Ingenieros realizamos el servicio de monitoreos ocupacionales para mayor información Clic Aquí.

Categorías:

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *