A veces, los trabajadores tienen que trabajar en ambientes calurosos por periodos largos. Cuando el cuerpo humano no puede mantener una temperatura normal, se pueden presentar enfermedades por calor que pueden causar la muerte.

Entre los factores que aumentan el riesgo para los trabajadores están los siguientes:

  1. Altas temperaturas y humedad.
  2. Exposición directa al sol (sin sombra).
  3. Exposición en lugares interiores a otras fuentes de calor radiado (como hornos).
  4. Limitada circulación del aire (sin brisa).
  5. Bajo consumo de líquidos.
  6. Esfuerzo físico intenso.
  7. Prendas y equipo de protección personal pesados.
  8. Mal estado físico y problemas de salud.
  9. Algunos medicamentos, como varias clases de pastillas para la presión sanguínea y antihistamínicos.
  10. Embarazo
  11. Falta de exposición reciente a condiciones de trabajo en ambientes calurosos.
  12. Enfermedades por calor sufridas en el pasado.
  13. Edad avanzada.

El golpe de calor es el problema de salud más grave asociado al calor. El golpe de calor se produce cuando falla el sistema regulador de la temperatura del cuerpo y esta sube a niveles críticos. Los síntomas del golpe de calor incluyen confusión, pérdida del conocimiento, convulsiones, temperatura del cuerpo muy alta y piel caliente, seca o mucho sudor.

¡El golpe de calor es una emergencia médica que puede producir rápidamente la muerte!

Si un trabajador presenta signos de un posible golpe de calor, aplique los primeros auxilios y pida ayuda médica de emergencia. Asegúrese de que alguien esté con el trabajador afectado hasta que llegue la ayuda. Lleve al trabajador a un área que esté más fría y tenga sombra y quítele las prendas externas de la ropa. Moje al trabajador con agua fría y haga circular el aire para acelerar el enfriamiento. Póngale ropa fría o húmeda o hielo por todo el cuerpo, o empape su ropa con agua fría.


0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *